La Provincia modificará el sistema de coparticipación a los municipios

Política 09 de marzo de 2018 Por
En reserva, el gobierno de Vidal elabora un proyecto de ley para cambiar el coeficiente que se utiliza para repartir los fondos. El Conurbano, densamente poblado, sería la zona geográfica más beneficiada.
eco

ajo estricto hermetismo, el gobierno provincial prepara un proyecto de ley para cambiar la lógica de distribución de recursos entre los 135 municipios bonaerenses. El objetivo formal declarado es la corrección de las desigualdades sociales y económicas de la Provincia, que no han podido mejorarse con el actual sistema de reparto, que tiene treinta años. En términos geográficos, el gran ganador de este cambio sería todo el Conurbano, cuyas comunas –densamente pobladas- comenzarían a recibir más dinero por cantidad de habitante del que reciben actualmente.

El núcleo de la reforma es una modificación importante en el Coeficiente Único de Distribución (C.U.D), un índice que estipula lo que le corresponde a cada municipio en el reparto de los fondos coparticipables. El CUD es parte de la Ley 10.559, del año 1987, donde se establece el Régimen de Coparticipación de la Provincia.

Estudios de todo tipo circulan por el ministerio de Economía provincial, donde un equipo de funcionarios se encuentra especialmente abocado al tema. Esos trabajos, que cruzan diversas variables como superficie, población, índices de salud, de necesidades básicas insatisfechas y demás, arrojan un diagnóstico que no es nuevo: con el actual CUD, los municipios del Gran Buenos Aires reciben muchísima menos plata por habitante que los del interior de la Provincia

Todo parece indicar que este será el criterio que imperará cuando salga el proyecto que modificará la ley de Coparticipación de la Provincia.

Datos objetivos relacionados con la población envalentonan a los intendentes del Conurbano y muestran porqué se quejan ante las autoridades bonaerenses. Un ejemplo, en base a los datos del Censo 2010 y a las transferencias de fondos realizadas el año pasado desde la Provincia: el municipio de San Martín, con 414.196 habitantes, recibió en todo 2017 la suma de 3.250 pesos por habitante; Pehuajó, con 39.776 pobladores, obtuvo 11.949 pesos por habitante. Eso es como 12 veces más. Hay casos aún más dispares.

“Todo cambio genera resistencia; sabemos que esto debemos sacarlo con el mayor consenso posible”, admiten en el ministerio que conduce Hernán Lacunza, quien le ha prometido a más de un intendente “enmendar” las desigualdades históricas.